Inicio / COCHE / ¿Cuáles son los espejos obligatorios en un coche?
COCHE
  • Espejos del coche obligatorios.

¿Cuáles son los espejos obligatorios en un coche?

29 de junio de 2020

Los usamos a diario y sin ellos nos resultaría imposible conducir. Los espejos retrovisores son una extensión de nuestra visión. Desde hace 50 años, cuando fueron creados, cuentan con la misma función: ayudarnos a ver qué es lo que tenemos alrededor, ampliar nuestro campo de visión y saber si hay otros vehículos circulando en nuestra vía. De esta manera, sabremos si podemos movernos con libertad y seguridad. 

El reglamento del Real Decreto 2822/1998, del 23 de diciembre, en el Anexo III, define el espejo retrovisor como un “dispositivo que tiene por finalidad permitir, en el campo de visión definido en la reglamentación vigente que se recoge en el anexo I, una visibilidad clara hacia atrás y hacia los lados del vehículo, exceptuándose los dispositivos complejos tales como los periscopios”.

A pesar de que es obligatorio llevar un número específico de retrovisores en un automóvil, hay muchos que no pasan la ITV por no tenerlos en regla. Por ello es muy importante saber qué espejos son obligatorios en un vehículo.

Los retrovisores obligatorios del coche

Igual que existe el deber de contar con un seguro de coche, todos los vehículos están obligados a llevar un mínimo de 2 retrovisores por ley, aunque dispongamos de 3. Es obligatorio llevar el retrovisor izquierdo (el del asiento del conductor) y el central. En el caso de que el izquierdo estuviese inhabilitado, el retrovisor derecho pasaría a ser el obligatorio. Cuando ambos están habilitados, el retrovisor derecho tan solo es opcional. 

Los espejos obligatorios del coche.

Los espejos deben cumplir una serie de características para estar homologados:

  • El espejo izquierdo debe permitir una visibilidad de hasta 10 metros por detrás y unos 2,5 en el lateral.
  • El espejo interior debe permitir ver la parte trasera de la carretera en plano vertical longitudinal.
  • En el caso del espejo derecho, su visibilidad debe de ser de 20 metros por la parte posterior y de alrededor de 4 metros en el lateral. 

Estas condiciones son aplicables a todos los coches o vehículos de hasta 9 plazas, incluyendo la del conductor.

¿Cómo deben ir colocados los espejos obligatorios del coche?

La ley regula los espejos retrovisores en su dimensión, colocación, ángulo de visión, carcasa y resistencia

Existen algunas normas generales. Por ejemplo, el contorno que existe entre el cristal y la carcasa del retrovisor no debe ser más de 2,5mm de superficie en todo el perímetro, o el diseño de la pieza que fija el retrovisor al coche, que debe de poder rotar y ceder en caso de accidente en el mismo sentido en el que se produzca el impacto. 

La colocación de los retrovisores, como ya hemos mencionado anteriormente, es otro factor a tener en cuenta para hacer buen uso de los espejos obligatorios en un coche. Deben estar colocados de manera que al conductor le baste con mover los ojos para saber qué vehículos circulan a su alrededor. El momento más adecuado para colocar los espejos de tu coche es antes de arrancar, en una carretera llana y cuando no tengas ningún vehículo detrás.

Por otro lado, tanto el espejo izquierdo como el interior, que son los retrovisores obligatorios en un coche, deben de ser convexos por ley. De esta manera evitan que los objetos se vean en un tamaño mayor y que la visión del conductor quede distorsionada.

Si queremos evitar tener problemas con el ángulo ciego o de punto muerto se puede instalar un pequeño espejo curvado. El problema de este tipo de espejos es que puede distorsionar las distancias o el tamaño de los objetos, ya que la curvatura del cristal hacia afuera es mayor. Funciona como un gran angular.

Ten siempre tus retrovisores en buen estado y posición. Además de tu seguridad, debes de tener en cuenta que la multa por no llevar alguno de los retrovisores obligatorios ronda los 200€ (con posibilidad de 50% de reducción si se paga antes de 20 días naturales).

Calcula tu Seguro de Coche