//El seguro de coche obligatorio
COCHE
  • ¿Es el seguro de coche obligatorio?

El seguro de coche obligatorio

15 de octubre de 2018

Pese a las dudas que puede suponer, contar con un seguro de coche es obligatorio ya que los daños materiales y personales que pueden ocasionarse en un accidente son elevados. Por ello, la póliza que contrates debe cubrir tu responsabilidad civil como mínimo.

El seguro del coche es un contrato mediante el cual el propietario del automóvil paga una cantidad a una aseguradora y esta, si hay un accidente, se hace cargo de los daños en base a la póliza que tengas contratada.

Independientemente del uso que hagas del automóvil, debes tenerlo asegurado. La única manera de estar exento es dar el vehículo de baja. Esto es algo que imponen las leyes de tráfico y en caso de incumplirlas te expones a sanciones bastante elevadas.

Tipos de seguros de coche

Dependiendo de tus necesidades como conductor, podrás elegir entre diferentes tipos de pólizas dentro de tú seguro de coche obligatorio. Ciertamente, existe un amplio abanico de opciones y, además, cada aseguradora ofrece sus propias variaciones.

No obstante, sí existe una clasificación genérica dentro de los contratos obligatorios que se pueden hacer y resulta interesante conocerlos para saber cuál elegir.

  • Póliza a terceros

Este contrato solo cubriría los daños que ocasiones a otros vehículos y personas en caso de que tú seas el culpable del accidente. Este viene cubierto por el seguro de Responsabilidad Civil Obligatorio que deben incluir todas las pólizas, pero también incluye el de Responsabilidad Civil Voluntaria.

Por último, en la mayoría de los casos esta póliza también cubre los gastos de defensa jurídica del asegurado y el seguro del conductor para aquellos daños que puedas sufrir tú en caso de accidente.

  • Póliza a terceros ampliada o combinada

En este caso estaríamos hablándote de las mismas coberturas mencionadas en el supuesto anterior. Pero se añaden otras garantías que mejoran el servicio.

Normalmente, estas coberturas extra se encargan de los daños en las lunas del automóvil, las pérdidas por robo y cualquier destrozo que pueda producirse en caso de incendio. Digamos que es una póliza reducida pero que sí tiene en cuenta otros supuestos posibles.

  • Póliza a todo riesgo

En esta modalidad se incluyen las coberturas que ofrecen las dos tipologías anteriores, pero además te cubrirá por los daños que tú ocasiones a tu vehículo, o los que ocasionen otros siendo tú el culpable.

Es decir, en caso de que tengas un accidente y tú seas considerado culpable, con esta póliza el seguro pagará a la otra persona daños materiales y personales y a ti te cubrirá los datos materiales y personales también.

Normalmente suele elegirse para coches relativamente nuevos o de gran valor cuyas averías sean costosas ya que también cubren los casos de siniestro total. Y en caso de que tu coche quede destrozado te abonarán su valor peritado.

  • Póliza de todo riesgo con franquicia

Esta es una variante del todo riesgo normal que puedes conocer mejor en este post. En resumidas cuentas, la diferencia es que se establece una franquicia o cuantía que el cliente deberá abonar cuando se produzcan daños propios.

Esta franquicia es el importe que tú tendrás que pagar en caso de que tu vehículo se vea damnificado mientras que el resto lo abonará la aseguradora. Lo que se consigue con este tipo de póliza es reducir el precio que supone un seguro de coche a todo riesgo.

Ahora que sabes todo esto sobre el seguro de coche obligatorio, no olvides comparar para conseguir la mejor oferta.

El seguro de coche obligatorio
4.8 ( 6 votos )