Inicio / COCHE / Ciclo WLTP
COCHE
  • ¿Qué es el Ciclo WLTP?

Ciclo WLTP

27 de octubre de 2021

Está claro que la movilidad eléctrica supone un gran paso hacia un futuro más ecológico y amigable con el medioambiente en comparación con los vehículos impulsados por combustibles fósiles. Después de todo, el ciclo WLTP está pensado para minimizar aún más los bajos niveles de contaminación de los coches eléctricos, que también dejan una huella ecológica aunque casi no generen emisiones de CO₂.

Pero este ciclo no solo sirve para homologar cifras de consumo, emisiones y el impacto medioambiental en general de los automóviles, sino también para estimar e informar sobre la autonomía homologada de los coches eléctricos. Pero, ¿en qué afecta el ciclo WLTP a la autonomía real de los vehículos eléctricos? ¿Existen otros métodos de estimación y homologación?

Hoy en día tener un coche eléctrico tiene muchos beneficios, sobre todo si vives en una ciudad. Si tienes un coche eléctrico o estas pensando en comprar uno, en Verti tienes a tu disposición los seguros de coche eléctrico, con todas las coberturas necesarias para esta clase de vehículos.

¿Qué es el ciclo WLTP y qué diferencias tiene frente a NEDC y EPA?

Para empezar, es necesario decir que además del ciclo WLTP, también existen y han existido otros protocolos de homologación de vehículos en el mundo. Algunos ejemplos son el antiguo NEDC, y el sistema americano, EPA, que se mantiene vigente.

El ciclo WLTP (Procedimiento Mundial Armonizado para Ensayos de Vehículos Ligeros, por sus siglas en inglés) es un protocolo estándar que mide los niveles contaminantes, las emisiones y el consumo general de cualquier tipo de vehículo, ya sean los tradicionales de combustible, los híbridos o los modernos coches eléctricos.

Diferencias con NEDC

El protocolo WLTP es el resultado del trabajo realizado por la Comisión Económica para Europa de las Naciones Unidas con la finalidad de sustituir al obsoleto procedimiento de consumo NEDC (Nuevo Ciclo de Conducción Europeo, por sus siglas en inglés).

Las actualizaciones en el protocolo presentan múltiples mejoras a la hora de homologar vehículos, obteniendo una mayor precisión entre las mediciones en condiciones de laboratorio con respecto al consumo y las emisiones emitidas en condiciones de conducción real de los coches en carretera.

De esta manera, el NEDC no es más que un ciclo antiguo que actualmente carece de vigencia para la homologación oficial de vehículos eléctricos, híbridos o de combustión. Aunque, definitivamente, ha servido como base para el desarrollo del nuevo WLTP europeo.

Diferencias con EPA

Por otro lado, está el ciclo EPA (Agencia de Protección del Medioambiente), que proviene de EE. UU. y es utilizado en gran parte del mundo como uno de los ciclos de homologación más precisos entre los datos de laboratorio y los de conducción real.

En 2019 la base de datos del ciclo americano EPA fue actualizada para hacerlo aún más riguroso en sus procedimientos de medición y homologación. La finalidad era adaptarse a las nuevas tendencias de movilidad eléctrica, ya que la tecnología ha evolucionado considerablemente y durante los últimos años salieron al mercado nuevos modelos.

El ciclo WLP y la autonomía en los coches eléctricos

En esencia, lo que se busca es medir y homologar la autonomía con WLTP, pero no solo en Europa, puesto que el procedimiento ya ha sido implementado en países como la India, Corea del Sur y Japón. Con sus actualizaciones respecto al NEDC, el protocolo WLTP busca ser tan riguroso como el EPA, presionando a los fabricantes para cumplir con los nuevos límites de emisiones de contaminantes establecidos por la Unión Europea.

Pero con el ciclo WLTP la autonomía de los coches no se ve perjudicada. Después de todo, el objetivo es armonizar cada kilómetro recorrido con los estándares medioambientales impuestos que, en Europa, se han establecido en 95 g de CO 2 por kilómetro en 2021. Esto significa que con el ciclo WLTP se pretende garantizar que ningún fabricante lance al mercado coches que superen dichas cifras.

Hay que tener en cuenta que la autonomía en ciclo WLTP es la que se refleja en los datos de fabricación de los vehículos, pero por las condiciones de conducción, meteorología, vías y otras variables, la autonomía real puede ser muy diferente.

En otras palabras, no importa si un modelo puede alcanzar 250, 400 e incluso 600 kilómetros de autonomía. Con este nuevo ciclo solo se garantiza una homologación de consumo y emisiones por cada kilómetro para que no contravenga los recientes objetivos medioambientales establecidos por la Unión Europea.

Aunque en muchos medios se diga lo contrario, es importante reconocer que los coches eléctricos también generan emisiones de CO₂. Claramente son muy inferiores a las emisiones de los coches de combustión interna, pero a fin de cuentas también lo hacen. Y es por eso que existen protocolos globales de homologación para todo tipo de coches, como es el caso del ciclo WLTP.

Es normal que más de uno se pregunte cómo influye el ciclo WLTP en la autonomía de los coches eléctricos, pero es importante aclarar que este protocolo no interfiere con las capacidades en esta materia. Tan solo se trata de una herramienta de medición y homologación para asegurar que los diferentes modelos fabricados cada año no excedan el límite de emisiones establecidas por cada kilómetro recorrido.

Calcula tu Seguro de Coche eléctrico