Inicio / HOGAR / ¿Qué tipos de alarmas de seguridad podemos instalar en casa?
HOGAR
  • Tipos de alarmas de seguridad

¿Qué tipos de alarmas de seguridad podemos instalar en casa?

6 de julio de 2021

Una alarma de seguridad es un elemento imprescindible en muchos hogares, sobre todo si esta se halla conectada a una central de alarmas para poder avisar instantáneamente a la policía. En este sentido, existen muchos tipos de alarmas que puedes instalar en casa. Todo dependerá de las necesidades y el presupuesto que tengas.

Una alarma mejora la seguridad de tu hogar y la de los objetos que hay en ella. En resumen, aumenta la protección de tu familia. Los distintos tipos de alarmas que existen en el mercado te permiten controlar tu casa incluso sin estar en ella, lo cual supone una inversión muy rentable para la seguridad de tus seres queridos.

Si quieres disfrutar de un hogar seguro, instala un buen sistema de seguridad y contrata un seguro de hogar con todas las coberturas que necesites para cubrirte en caso de averías e imprevistos.

Tipos de alarmas para casa

Los diferentes tipos de alarmas de seguridad que existen en el mercado buscan adaptarse y cubrir todas las necesidades. Pueden variar en función de si tienes una vivienda unifamiliar o un piso, pero también si lo que deseas es proteger el interior, el exterior o ambos espacios del inmueble. Gracias a las nuevas tecnologías, las posibilidades de seguridad han aumentado de forma excepcional.

Alarma convencional

La alarma de seguridad convencional es un tipo de alarma de carácter básico. De hecho, no está conectada con la central de alarma, por lo que no avisa a las fuerzas de seguridad.

Se trata de la típica alarma que solo emite un ruido disuasorio y que alerta a las personas a su alrededor de que se está cometiendo un posible robo en la vivienda. Es uno de los modelos de alarma más económicos, pero también resultan menos eficaces en su cometido.

Alarma conectada a una central

Mucho más segura que la anterior es la alarma de seguridad que se halla conectada a una central.

Las empresas instaladoras de este tipo de dispositivos de alerta disponen de una central que se comunica directamente con la policía. Si salta la alarma, inmediatamente se produce un contacto con el personal que se halla en la central a cargo de la vigilancia. Si efectivamente se verifica que se está cometiendo un robo o un asalto a la propiedad, en tan solo unos segundos se informará a las fuerzas de seguridad.

Alarmas con cámaras de videovigilancia

Las nuevas tecnologías han permitido que los diferentes tipos de alarmas de seguridad incorporen elementos de protección extra. Una alarma con cámara de videovigilancia es la mejor opción para una vivienda unifamiliar. De hecho, podrás vigilar todo lo que sucede en el interior y en el exterior de la casa.

Por lo general, estas cámaras pueden grabar vídeo y, en muchos casos, disponen de sistema Wi-Fi para que puedas vigilar tu casa desde el móvil o en cualquier otro dispositivo. El sistema suele empezar a grabar cuando detecta movimiento o ruido, comenzando a emitir la señal hacia el dispositivo que tengas conectado para realizar la vigilancia en directo.

Alarmas de seguridad perimetrales

Otra de las mejores opciones para una vivienda unifamiliar es la alarma perimetral. Estas alarmas suelen estar provistas de una cámara que puede captar todo lo que se halla alrededor del perímetro de una vivienda. Por tanto, son perfectas para aquellos hogares que se encuentran aislados.

Cualquier persona que pase cerca de la vivienda podrá ser captada e identificada por la cámara. Al igual que en el caso anterior, es muy probable que puedas visionar esas imágenes en directo en tu teléfono móvil o en cualquier otro dispositivo.

Alarmas con cable y alarmas inalámbricas

Podemos distinguir diferentes tipos de alarmas en función de su conectividad interna. Las alarmas tradicionales funcionan mediante cable. En este caso, todos sus elementos incorporan cableado, por lo que se trata de un sistema de instalación algo más complejo. En cambio, las alarmas más modernas son inalámbricas. Esto permite que la instalación resulte mucho más sencilla y sean más estéticas, ya que no habrá que tapar ni disimular los cables.

En el mercado actual hay una gran cantidad de alarmas de seguridad inalámbricas que funcionan mediante conexión Wi-Fi.

Alarmas de seguridad con cuota o sin cuota

El grado de protección determina si lo que necesitas es una alarma de seguridad con cuota o sin cuota:

  • Las alarmas con cuota poseen una tarifa fija mensual que se abona a la empresa instaladora. En el precio va incluido la conexión a la central de alarma y el mantenimiento. Además, son alarmas completamente homologadas.
  • Las alarmas sin cuota no suelen estar conectadas a ninguna central de alarma. Por tanto, en caso de posible robo, es el propietario de la vivienda quien se encarga de avisar a la policía, así como de su instalación y mantenimiento. Como hemos visto antes, la función de estos dispositivos es principalmente disuasoria.

Como puedes ver, existen diferentes tipos de alarmas que puedes instalar en casa, todo dependerá de tu presupuesto y del uso que le vayas a dar. En cualquier caso, es un sistema de protección ideal que aumenta notablemente la seguridad del hogar que puedes complementar con otros muchos elementos de seguridad, como por ejemplo, una cerradura de seguridad.

Si quieres descubrir más formas de proteger tu hogar, puedes echar un vistazo a este post donde te contamos cómo puedes proteger tu casa de ladrones de forma eficaz.

Calcula el Seguro de Tu Hogar