Inicio / HOGAR / Cómo desinfectar una casa de forma correcta
HOGAR
  • Cómo desinfectar una casa.

Cómo desinfectar una casa de forma correcta

22 de junio de 2021

Con la llegada de la pandemia, la higiene y la desinfección han cobrado mucha más importancia en el día a día. Y, aun sin que haya pandemia, siempre es recomendable desinfectar tu casa para evitar la proliferación de virus, bacterias y otros microorganismos.

La presencia de estos agentes infecciosos en el hogar puede ser el motivo de enfermedades que pueden llegar a ser muy perjudiciales para la salud. Además, cualquier zona de la casa puede volverse infecciosa, sobre todo aquellos rincones más inaccesibles que no siempre nos acordamos de limpiar.

Desinfectar la casa puede ser una tarea un poco pesada y que a veces requiere su tiempo. Sin embargo, es importante para cuidar la salud de quienes viven en el hogar, así que es imprescindible saber cómo limpiar la casa a fondo para evitar cualquier tipo de problema.

Para tener un hogar seguro y confortable, recuerda limpiar con frecuencia cada una de las habitaciones y salas. Y no olvides tener contratado un seguro para tu casa que incluya todas las coberturas que necesites.

Consejos para limpiar y desinfectar una casa

Para conseguir el nivel de limpieza deseado, existen algunos trucos que te ayudarán a desinfectar tu casa fácilmente:

  • Divide las estancias por espacios.
  • La limpieza siempre va antes de la desinfección.
  • Revisa las indicaciones de los desinfectantes y de los objetos o superficies que vayas a desinfectar.
  • Deja que el desinfectante haga su efecto durante 1 minuto como mínimo.
  • Si no quieres desinfectar todo a la vez, hazlo por partes para que no te quite tanto tiempo.

En primer lugar, es importante distinguir lo que es una limpieza cotidiana de lo que es una desinfección de espacios.

En el primer caso, nos referimos a limpiar superficies de uso habitual, como la zona donde se cocina o la mesa donde se come o se trabaja. En el segundo, nos referimos a una limpieza a conciencia, en profundidad y en aquellas zonas donde habitualmente no se limpia, bien porque pasan desapercibidas o porque no da tiempo.

Lo primero y más importante es organizar los pasos para tener claro qué hacer en cada momento. Si primero se empieza por la cocina, entonces no pasaremos a otra estancia hasta que hayamos terminado con ella. También es bueno que la misma habitación que se vaya a limpiar se organice por áreas delimitadas.

Para una zona concreta, primero se quitará el polvo o la mugre, si la hay. Eso puede hacerse fácilmente con un plumero o con un trapo. Para la limpieza de suelos, se utilizará un producto desinfectante especializado o agua con lejía diluida. Y, para aquellas otras superficies de uso común, como muebles o encimeras, primero se lavan con agua y jabón y después se aplicará un desinfectante. Es importante que el desinfectante haga su efecto sobre la superficie durante al menos 1 minuto.

Para aparatos electrónicos tales como televisores, frigoríficos, microondas o cualquier otro electrodoméstico, el primer paso antes que nada es desenchufarlos. Es recomendable revisar las instrucciones por si hubiera alguna indicación específica sobre la limpieza del producto. Para estos elementos, es bueno usar alcohol diluido en agua y que el paño no esté muy húmedo.

Por último están las superficies textiles, como pueden ser las alfombras, fundas de cojines o tapetes. Estas se lavan en la lavadora a la máxima temperatura permitida, y se puede utilizar para ello lejía de color (para evitar que se deterioren los tejidos) u otros detergentes con oxígeno activo que también tengan efecto desinfectante. Esto resulta especialmente útil si no sabes cómo limpiar los pelos de tu perro en casa.

Cómo desinfectar el parquet

Mucha gente cree que el mejor producto para desinfectar una superficie delicada como el parquet es la lejía. Nada más lejos de la realidad. La lejía es un producto muy potente pero a la vez muy corrosivo y tóxico, y no es el más efectivo para desinfectar el parquet.

Con el coronavirus, el jabón ha demostrado ser una vez más el desinfectante más efectivo contra virus y otros microorganismos. Y sí, sirve también para el parquet.

Existen soluciones jabonosas específicas para desinfectar el parquet. Una o dos veces por semana se puede fregar el suelo con agua templada y jabón. Se recomienda no usar mucha agua y escurrir bien la fregona antes del uso, ya que el exceso del agua podría dañar el parquet.

Mantener el hogar desinfectado

Una de las cosas más útiles para una buena desinfección es saber mantenerla. No sirve de nada limpiar a conciencia algo si después no tenemos hábitos para no ensuciarlo de nuevo o ensuciarlo lo mínimo.

Aunque pueda costar al principio, es bueno coger la costumbre de pasar un paño por las superficies de vez en cuando para mantenerlas limpias y libres de bacterias. En cuanto al suelo, una solución muy práctica es la de quitarse los zapatos al llegar a casa y ponerse las zapatillas. De esta forma el suelo estará limpio durante más tiempo y evitaremos esparcir los microbios de la suela de nuestros zapatos por toda la casa.

Con estos sencillos consejos, la limpieza y desinfección del hogar serán mucho más fáciles; y la protección contra virus y enfermedades, mucho más efectiva.

Calcula el Seguro de Tu Hogar